Buscar este blog

martes, 25 de abril de 2017

Entre las rosas y un café...



Fotografía:




Y quizás te preguntes,
¿por qué, a pesar de todo,
sigo aquí...?

(Sorbo a sorbo,
el dilema entre esperarte
y dejar de tenerte en el corazón,
no es muy una sensación
muy apetecible que digamos)...

¿Sabes?
Las rosas y el café
(o más, bien, entre las rosas
y el aromático café),
brindan a mi exhausto corazón,
una razón más para adorarte.
Haciendo las veces de compañero amante,
leales e incondicionales
desde hace 15 primaveras
me confortan al evidenciar
nuevamente,
lo que crudamente anhelo sin tener:
una vida a tu lado...

Una sonrisa genuina
con un te amo cotidiano.
Un amor de mañana
entre risas y mohínes adormilados...
un desayuno entre prisas
esperando a que caiga la noche
para dormir entre tus brazos
cobijándome en la calidez de tu pecho
un día cualquiera en madrugada.

Y sí...
No me preguntes por qué,
pero, entre las rosas y un café...
mi corazón sigue siendo tuyo
y seguirá perteneciéndote
hasta hacer de esta vida en paralelo,
una maravillosa razón de existencia plena...
viendo tu hermosa sonrisa
al despertar cada único e irrepetible día, 
de nuestro ritual amoroso 
y tan apasionadamente enamorado.




Publicar un comentario